El Mensaje de Cuauhtemoc para los Hijos de la Tierra y del Sol del Siglo 21: Último Acuerdo del Gran Tlatocan Meshica de Anahuac (La consigna de Anahuac). Expedido el día 12 de agosto de 1521.

 

cuauhtemoc cuetzalan 01

Escultura en honor a Cuauhtemoc, en Cuetzalan, Puebla, Meshico, en diciembre de 2013.

 

Muy buen día mis estimados fraternos.
En ésta ocasión, quiero compartir éste gran mensaje a los Meshicas (los Seguidores del Sol, los Hijos del Sol) de todo el mundo , que fuera el resultado del acuerdo del Huey Tlatocan (Gran Consejo) de Anahuac, dado a conocer a los Meshicas Anahuacas el 12 de agosto de 1521, por el Huey Tlatoani (Gran Jefe) Cuauhtemoc, Cuauhtemoctzin.

01_busto_de_cuauhtemoc

Escultura en honor a Cuauhtemoc, en el corazón de Meshico Tenochtitlan.

 

Debo aclarar que en ésta ocasión hago una re-traducción del idioma nahuatl al castellano, especialmente para aquellos meshicas poco familiarizados con el idioma nahuatl, ya que muchas traducciones previas eran erróneas, y/o requerían actualización, y he procurado hacerla con la mayor fidelidad posible.

Por ejemplo, -Huey Tlatoani-, lo traducían en castellano como “gran gobernante”, sin embargo, una traducción más exacta es la de “Gran Jefe”.

https://neojebus.wordpress.com/2017/10/10/nosotros-teniamos-lideres-no-gobernantes/

Una vez hecha esta aclaración, comunico también que es posible que aun haya errores en la traducción, por lo que recomiendo comparar las distintas fuentes que hablen del tema.

Bien, pues  unas horas antes de que se consumara la invasión a Meshico-Tenochtitlan, fue el momento en el que se dio a conocer éste acuerdo que tomaran los integrantes del Huey Tlatocan de Anahuac, a través de Cuauhtemoc, el último Huey Tlatoani de aquellos tiempos, a los Meshicas.

233

 

En algunas traducciones, se dice que el Tlatoani, es el que habla, y lo han traducido como “orador”. En ese sentido, el sentido literal, sería más aproximado, pero se tiene que tomar en cuenta que el Tlatoani (Jefe) Meshica era elegido por méritos, y que la palabra tiene un sentido muy importante en aquellos tiempos, pues implica que la palabra tiene un poder, de acuerdo a la integridad del guerrero; Es decir: Un guerrero íntegro, tiene un gran poder en su palabra, cuando hay armonía, responsabilidad, buena intención, voluntad, entre lo que dice y lo que hace. Esto lo tenían muy claro, y por ello en el centro de la Piedra del Sol, aparece emergiendo del rostro del hombre una piedra de pedernal, haciendo referencia al poder de la palabra.

7cc81bd74582e8a36c21f1142c6911f6

Detalle del Centro de la Piedra del Sol

 

Por otro lado, es preciso recordar que entre los meshicas la terminación tzin, (pequeño), es por el cariño, gratitud que se tenía a ese Ser. Por ejemplo aparece en Cuauhtemoctzin, Tonantzin, y es así, porque entre los Meshicas, el más grande es el más pequeño. Es decir: El más importante, es el que efectúa un mayor servicio hacia los demás, desde el corazón, desde la humildad. En ese sentido, también considero erróneo hablar de un “supremo consejo” cuando Supremo solo es el principio Creador y Dador de la Vida (Ometeotl).

Esto es importante, para comprender por qué el nombre de Cuauhtemoctzin.

Bien, pues además de que el Tlatoani era elegido en base a sus méritos, había también detrás de él, un Tlatocan de Anahuac, integrado principalmente por meshicas de edad avanzada, “abuelos”, principalmente de más de 52 años de edad, pero si se encontraba un  Ser evolucionado, con sabiduría, también era considerado “abuelo”, y aunque tuviera edad física menor a 52 años, podía ser parte del Tlatocan. Es por ello que también a Cuauhtemoc se le ha llamado “abuelo” a pesar de su juventud física. Espero estas aclaraciones, que para los expertos puedan resultar poco necesarias, para quienes comienzan a familiarizarse con estos temas, pueden ayudar a comprender mejor el contexto de los Meshicas Anahuacas, su idioma, su organización comunitaria, sus valores y la relevancia del mensaje de ésta ocasión.

Antes de entrar de lleno al mensaje, solo añadiría que cuando Cuauhtemoc, el último Gran Jefe de los Meshicas asumió el lugar de Tlatoani, los invasores templarios, judíos, españoles, ya habían sido expulsados de Tenochtitlan, pero la ciudad estaba sitiada, y devastada por el hambre, la viruela, y la falta de agua potable. Cuauhtémoc llegaba a este momento tras haber sido Tlacatlecutli (jefe de armas) de la resistencia a los invasores, dado que desde que Moctezuma partiera de éste mundo al otro,  previo a la Noche de la Victoria, se le identifica como líder militar de los Meshicas. En las horas siguientes a la publicación del Acuerdo del Huey Tlatocan de Anahuac,  el 13 de agosto, entraron a Tenochtitlan triunfantes las tropas templarias, judías, españolas, creando la “Nueva España”.

Como vemos, lo que llamamos hoy “La Resistencia” tiene por lo menos 500 años de existencia, y uno de los integrantes más antiguos ha sido Cuauhtemoc.

cuauhtemoc cuetzalan

Escultura en honor a Cuauhtemoc, en Cuetzalan, Puebla, Meshico, en diciembre de 2013.

 

El Último Acuerdo del Gran Tlatocan Meshica de Anahuac, conocido entre los meshicas como “La consigna de Anahuac” es el siguiente:

“Nuestro sol se ocultó

Y nos ha dejado sumidos en las sombras,
¡nuestro sol desapareció su rostro!,

Y en completa oscuridad nos ha dejado,
Pero sabemos que otra vez volverá,

Por ahora no sabemos cuándo,
Que otra vez saldrá y nuevamente nos alumbrará.

Pero mientras allá esté y en la mansión del silencio permanezca,
Muy prontamente reunámonos y estrechémonos,
Y en el centro de nuestro Ser guardemos
Todo lo que nuestro corazón ama,
Y que sabemos que es gran tesoro.
        Destruyamos nuestros recintos al Principio Creador;
Nuestras escuelas, nuestros campos de pelota,
Nuestros recintos para la juventud,
Nuestras casas para el canto, la danza y el juego,
Que nuestros caminos queden abandonados,
Y que nuestros hogares nos resguarden.

      Hasta cuando salga nuestro nuevo sol,
Los papacitos y las mamacitas,
Que recuerden siempre guiar a sus jóvenes,
Y hacer saber a sus hijos mientras vivan
Cuán buena ha sido hasta ahora,

nuestra amada Madre Tierra Anáhuac;

Al amparo y protección de nuestro destino,
Por nuestro gran respeto y buen comportamiento

confirmados por nuestros antepasados,
Y que nuestros papacitos muy animosamente
Sembraron en nuestro ser.
        Ahora nosotros les encargamos a nuestros hijos,
Que recuerden informar a los hijos de sus hijos de sus hijos:
Cuán buena es y será y cómo se levantará
Y alcanzará fuerza,
Y cuán bien realizará su gran destino
¡Esta nuestra amada Madre Tierra Anáhuac!”.

 

Este mensaje, como veremos a continuación, además de ser para los Meshicas de 1521, es también para los Meshicas del siglo 21, ya que de acuerdo a la sabiduría que fue resguardada por los Meshicas que preservaron éste mensaje y sus valiosas tradiciones y ciencias, nos han comunicado que éste es el tiempo en el que nuestro sol volverá. Este nuevo sol nos alumbra ya.

Con lo que a mi me involucra, esto me fue comunicado por un defensor de los Derechos Humanos, y del Derecho Natural, quien impulsara la autodeterminación de los Pueblos Originarios (erróneamente llamados indígeneas, indios). E impulsara también el Movimiento Chicano, que ha buscado desde el principio, re-unir a los pueblos Anahuacas, del Norte de Ixachillan (hoy conocida como Norte de América), para afianzar lo que está escrito en otras de las profecías Meshicas.

 

Con el movimiento chicano, el águila vuelve a emprender el vuelo.

140f4db35e600e35fd05e3adba70a5e8

Cuauhtemoc aguila que desciende

 

Al quedar establecida la Libre Determinación Indígena en el Articulo 2 de la Constitución de los ESTADOS UNIDOS MEXICANOS, –a partir del 14 de Agosto del 2001 y con la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas de 13 de Septiembre de 2007, en el contrato pre-conciente de los Pueblos Originarios de Meshico con la corporación ESTADOS UNIDOS MEXICANOS, y con la corporación ONU, se han dado pasos importantes para el renacer del Sol de Anáhuac.

En este momento, es un tiempo para preguntarnos si aun queremos los Meshicanos hacer contratos con esas corporaciones, si consideramos que el introducir la autodeterminación de los “pueblos indígenas” a sus constituciones es conveniente para los Meshicas, para la Naturaleza, si quieren seguir siendo llamados “indígenas”, si han sido respetada nuestra autodeterminación y nuestros Derechos Naturales  por esas corporaciones, o si decidimos dejar de contratar con ellas, y emprender una Constitución con nosotros mismos, las Naciones Anahuacas, las Naciones de Ixachillan, las Naciones Unidas del Espíritu, gobernarnos a nosotros mismos, gobernarnos desde las mejores formas originarias de nuestras culturas ancestrales y lograr una verdadera autodeterminación.

https://neojebus.wordpress.com/2016/01/05/documento-de-la-constitucion-de-las-naciones-unidas-del-espiritu/

La tierra ha dejado de ocultar lo que el Supremo Tlatocan ordenó tapar, y en Diciembre del 2013 –cuando México perdió su territorio energético- se puso a la vista la vía que permaneció secreta durante 500 años.

En efecto, fue descubierto un largo túnel  que une  al Valle de Meshico con el Estado de Morelos, utilizado como vía de comunicación por la Gran Confederación de Anáhuac,  en su recorrido  desde Meshico-Tenochtitlan al Valle de Cuauhnáhuac  (hoy Cuernavaca).

El 12 de agosto de 1521, al reunirse por última vez el Supremo Tlatocan de Meshico,   ante la inminente caída de Anáhuac,  -porque el Sol se había puesto (ocultado) en Anáhuac-,   dispuso,  que todos los monumentos, templos y vías de comunicación fueran cubiertas con tierra para evitar que los invasores las  pudieran utilizar.

Así permaneció este conducto, en forma secreta durante quinientos años,  hasta que una máquina motoconformadora,  al operar en el cerro de Santa Ana Tlacotenco, Milpa Alta, Meshico Tenochtitlan (Hoy conocida como Ciudad de Mexico)  pegó en la parte superior  del túnel que estaba oculto con tierra y dejó al descubierto un orificio  quedando a la vista  la larga y gran galería subterránea, a través del monte,  que dio paso a la vía de comunicación. Esto ocurrió en diciembre de 2013.

El propietario del predio en donde operaba la máquina motoconformadora, informó del hallazgo a un fraterno meshica, quien a su vez informó al doctor Benjamín Laureano Luna, Presidente del Consejo Federal Ejecutivo Nacional e Internacional del Frente Mexicano Pro Derechos Humanos, A.C. (FREMEXDEHU), quien encabezara la lucha por la Autodeterminación Indígena desde 1953, el cual, el 1 de enero de 2014, se trasladó –a pesar del frío invernal prevalesciente- al cerro en donde fue encontrado el túnel,  y ya dentro de la galería, acompañado por varios fraternos meshicas, realizaron una ceremonia alusiva al Sol que vuelve a brillar en Anáhuac, a pesar del luto nacional por la pérdida del territorio energético de México en aquellos días.

A continuación damos a conocer a Ustedes, algunas fotografías de la vía de comunicación mencionada.  El Pueblo Meshicano ha iniciado desde entonces una serie de visitas a dicho  lugar:

cuauh3

cuauh2

cuauh1

Hasta la próxima!!!

9 comentarios en “El Mensaje de Cuauhtemoc para los Hijos de la Tierra y del Sol del Siglo 21: Último Acuerdo del Gran Tlatocan Meshica de Anahuac (La consigna de Anahuac). Expedido el día 12 de agosto de 1521.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s